Noticias

Comunicado de la Pastoral Universitaria de Venezuela ante la grave situación del país

logo PU 

 

 

 

 

 

 

HACIA UNA PASTORAL UNIVERSITARIA PROFÉTICA Y RENOVADA,
PORTADORA Y COMUNICADORA DE LA ESPERANZA

 

 

"Jesús se volvió, y al ver que lo seguían les preguntó:
- ¿Qué buscan? Ellos dijeron: - Maestro ¿Dónde vives?
Jesús les contesto: Vengan y lo verán" Jn 1, 38-39

 

 

"La Universidad y, de modo más amplio, la cultura universitaria constituyen una realidad de importancia decisiva.
En su ámbito se juegan cuestiones vitales, profundas transformaciones culturales, de consecuencias desconcertantes,
suscitan nuevos desafíos. La Iglesia no puede dejar de considerarlos en su misión de anunciar el Evangelio"
(Congregación para la Educación Católica. CPL, 1994)

 

 

 

A nuestros hermanos y hermanas en estos tiempos de crisis en nuestro país.

 

 

Siendo la Pastoral Universitaria en Venezuela la acción evangelizadora de la Iglesia Católica en el ámbito universitario, que busca generar un espacio privilegiado para el diálogo de la Iglesia con la cultura, el mundo académico y con las preguntas existenciales de estudiantes, profesores, administrativos, obreros y demás miembros de la comunidad universitaria; que propone ese diálogo, como lugar de encuentro y quiere alcanzar a todos, reconociendo a la universidad como un lugar importante para transformaciones de la sociedad y del pensamiento, desde aquel que es la Verdad; queremos caminar como agentes de pastoral, con todas las comunidades universitarias del país de las cuales aseguramos "gozan de una mayor capacidad para la búsqueda desinteresada de la verdad; búsqueda, que no está subordinada ni condicionada por intereses particulares de ningún género" (Juan Pablo II: Ex cordeEcclesiae, 7).

 

Queremos, además, hacernos eco de los últimos comunicados de nuestros obispos en referencia a la situación actual del país, apoyados en las enseñanzas que emanan del Evangelio y recogidas en la Doctrina Social de la Iglesia, donde se destacan los valores de libertad, justicia y verdad que conducen a todo lo noble, bello y justo; y haciendo presencia como Iglesia Católica en nuestras universidades, "presencia... que constituye de por sí un motivo de interrogación y de esperanza para la Iglesia"(Congregación para la Educación Católica. CPL, 1994).

 

Como ciudadanos conscientes de este país, que testimoniamos explícitamente nuestra fe y desde nuestra condición de miembros del Consejo Nacional de Pastoral Universitaria, donde representamos el trabajo evangelizador realizado en al menos 30 Universidades e institutos de educación superior, públicos y privados del país, asumiendo el reto planteado por el papa Francisco en su mensaje para la Jornada Mundial de la Paz del año 2016, no podemos ser "indiferentes al grito de la dolor de la humanidad que sufre", comunicamos:

 

1. Considerando, que nuestra alegría pascual proveniente de la Resurrección de aquel que es nuestra esperanza, Jesucristo fuente de Verdad y Vida, ha sido profundamente enlutada por las muertes violentas que a diario ocurren en nuestro país, en especial la de estudiantes de nuestra Universidad venezolana que han alzado su voz en las calles ante la escasez, alto costo de la vida, inseguridad y en un llamado al respeto del hilo constitucional. Situación que entristece no sólo a sus familias, sino a todo un país que mira en sus jóvenes el presente y futuro de nuestra amada tierra.


2. Considerando, que muchos profesionales universitarios, especialmente docentes e investigadores de nuestras casas de estudio, así como jóvenes estudiantes han optado por emigrar, buscando revertir en sus vidas el panorama cada vez más incierto y sin garantías para cumplir sus sueños y proyectos.


3. Considerando, que es un derecho consagrado en la Constitución la protesta pacífica y el opinar distinto y que actualmente por el ejercicio libre de estos derechos, estudiantes y profesores han perdido la vida en el intento y muchos están privados de libertad.


4. Considerando, que en medio de la acción profética de la Iglesia, amante y promotora de los hechos de paz y vínculos de esperanzas, visualizamos en nuestros jóvenes estudiantes universitarios su responsabilidad ante la demostración viva de este carácter de la esperanza que cambia la vida y salva al mundo, con los problemas y las angustias, con los interrogantes y las certezas, con las aspiraciones y los compromisos que el deseo de una vida mejor genera y en nosotros los creyentes la oración alimenta.


5. Considerando, que en el personal técnico-administrativo de cada universidad venezolana visualizamos el desarrollo de sus tareas que se unen a la de los estudiantes "en el contexto de la gran familia universitaria para apoyar la múltiple actividad formativa, profesional" y profética que anuncia y denuncia en su búsqueda incansable de la verdad que nos hace libres. (Benedicto XVI, Discurso a la Comunidad de la Universidad Católica del Sagrado Corazón, 2011)


6. Considerando, que los docentes tienen un papel decisivo que inicia por mostrar oportunidades y esperanzas incluso donde solo hay problemas, lo cual es fermento en la tradición judeocristiana "de cultura y luz para la inteligencia, estímulo para desarrollar todas las potencialidades positivas, para el bien auténtico del hombre", acompañando la construcción de una sociedad que respete los derechos fundamentales de todos para el incremento constante del bien común. (Benedicto XVI, Discurso a la Comunidad de la Universidad Católica del Sagrado Corazón, 2011)


7. Considerando, que las autoridades universitarias se mantienen unidas, firmes y decididas a seguir comprometidos con el país, generando el conocimiento y el saber en todas las casas de estudios para dialogar y dar respuestas a la nación en estos tiempo tan turbulentos.

 

Manifestamos:


1. Nuestro valor y aprecio a las voces pacíficas de nuestros compañeros universitarios que no son indiferentes ni permanecen sumisos ante la miseria humana porque orientan su "investigación y estudio a la profundidad de las raíces y causas de los graves problemas de nuestro tiempo, prestando especial atención a sus dimensiones éticas" y profundamente humana. (Juan Pablo II. Ex Corde Ecclesia, 32)


2. Nuestra solidaridad con todos aquellos que desde la Universidad y en diferentes espacios apuestan, creen, esperan y trabajan por un mejor país y nos unimos a su causa, trabajando con ellos desde la Pastoral en la Universidad, pues "del grupo cristiano, del Pueblo de Dios tienen que salir los hombres que van a ser los verdaderos liberadores de nuestro pueblo" (Homilía de Monseñor Romero, 24 de marzo de 1980).


3. Que en medio de la acción de la caridad intelectual que requiere nuestra patria en este momento, hacemos vida a las históricas palabras que San Juan Pablo II imploró en Polonia ante la situación de su país y decimos junto a él: Nosotros gritamos, como hijos de esta tierra, ¡Descienda tu Espíritu! ¡Descienda tu Espíritu! ¡Y renueve la faz de la tierra, de esta tierra!


4. Que en medio de la crisis que vivimos en el país y en la Universidad Venezolana de distintas maneras, solicitamos el cese de la represión y que se garantice el derecho a la protesta pacífica. Condenamos rotundamente la muerte de venezolanos en medio del ejercicio de este derecho, acompañamos con nuestras oraciones a estas víctimas y a sus familias.


5. Que nos unimos incansablemente en súplicas, plegarias, acciones e iniciativas de bien común que surjan desde el seno de la Pastoral Universitaria para con nuestro pueblo necesitado y sufriente.

 

Suplicamos a María de Coromoto que renueve la fe en toda la extensión de nuestra patria y nos conceda la unión para el encuentro y respeto de todos por medio del don precioso de la libertad y amor al prójimo que ha aportado el cristianismo a la humanidad.

 

 

Caracas, 04 de mayo de 2017

 

 

Comisión Episcopal de Educación

Consejo Nacional de Pastoral Universitaria

Comunicado de la CEV: LOS VENEZOLANOS EXIGIMOS EL RESPETO A NUESTROS DERECHOS CIVILES Y A TODOS NUESTROS DERECHOS.

 

 

Logo baja rsolución

 

 

Comunicado de la CEV

LOS VENEZOLANOS EXIGIMOS EL RESPETO A NUESTROS DERECHOS CIVILES Y A TODOS NUESTROS DERECHOS.

 

1. En estos momentos de gran confrontación política, la Presidencia de la Conferencia Episcopal Venezolana hace a todos los venezolanos un llamado a rechazar cualquier manifestación de violencia y a respetar los derechos de todos y cada uno de los ciudadanos.

 

 

2. La democracia se caracteriza, ante todo, por el respeto y protección de los derechos de los ciudadanos. Cuando el Estado (o el Gobierno) los desconoce o irrespeta, deja de ser un Estado democrático, pierde legitimidad en su desempeño, pues su función es la defensa de todos los ciudadanos independientemente de su ideología política. Los ciudadanos conservan sus derechos, pero los ven disminuidos o anulados. Hay otros factores que niegan la democracia, como es la concentración de los poderes públicos en manos de un solo poder. Esta es la situación actual de Venezuela. 3. Defender los derechos humanos fundamentales, la vida, la libertad, la salud....y los demás derechos de los ciudadanos, es un deber de todo ser humano. Es también un derecho y un deber de la Iglesia y de todos los creyentes, pues lo derechos humanos y civiles no pertenecen exclusivamente al ámbito de lo sociopolítico sino también al religioso. Para los creyentes, en efecto, Dios es el autor de la vida y su protector. El mandato divino "No matarás" es una defensa de la vida. En esta misma línea se inscribe el mandato de proteger la creación y promover una ecología integral.

 

 

3. Para los creyentes en Cristo, el mandato va más allá del "No matarás". En el Evangelio, Jesucristo nos manda: Amen a sus enemigos, recen por los que los persiguen (Mt 5,46).El cristianismo es el primero y fundamental humanismo, fundamentado en la voluntad de Dios, lo que El quiere para la humanidad, y en su palabra. 

 

4. La protesta cívica y pacífica no es un delito. ¡Es un derecho! Su control no puede ser una represión desmedida. La Constitución Nacional la garantiza, las leyes la amparan. La sociedad la reclama y la protege. La Iglesia acompaña y exhorta a los ciudadanos para que sea pacífica. Las marchas cívicas deben ser libres sin más restricciones que las que se derivan del deber de respetar la vida, la propiedad y el bien común.

 

5. La Conferencia Episcopal Venezolana respalda en todos sus aspectos las declaraciones y actuaciones de los Señores Cardenales Jorge Urosa Savino, Arzobispo de Caracas, y Baltazar Porras, Arzobispo de Mérida, y de otros pastores de nuestra Iglesia.

 

6. La Conferencia Episcopal Venezolana pide a todos los ciudadanos, a los creyentes en Cristo y a los hombres y mujeres de buena voluntad, actuar según la recta conciencia, los principios democráticos y las leyes del país, así como ejercer el derecho a la manifestación y protesta pública de manera respetuosa con las personas y propiedades y de modo responsable y pacífico. Cristo Resucitado llama a todos a compartir gestos de reconciliación y a "la búsqueda de válidas soluciones pacíficas antes las controversias, para el progreso y la consolidación de las instituciones democráticas, en el pleno respeto del estado de derecho" (PAPA FRANCISCO, Bendición Urbi et orbi, 16.04.2017)

 

7. La Conferencia Episcopal Venezolana exige al Gobierno, particularmente al Ministerio Popular para las Relaciones Interiores, Justicia y Paz, a la Guardia Nacional y a los Organismos Policiales respetar en sus actuaciones la dignidad de las personas y el derecho a la libre expresión de la protesta y manifestaciones pacíficas y democráticas.

 

8. Que Jesucristo Resucitado y su Santísima Madre nos alcancen del Padre Celestial la iluminación para celebrar el histórico 19 de Abril con dignidad, respeto y paz.

 

Caracas, 18 de Abril de 2017

 

 

 

 

† Diego Padrón

Arzobispo de Cumaná Presidente de la CEV

Presidente de la CEV

 

Comunicado de la Conferencia Episcopal Colombiana ante la difícil situación que vive Venezuela

Comunicado de la CEC

Comunicado de la Conferencia Episcopal de Panamá en solidaridad con la Iglesia Católica y hermanos de Venezuela

Comunicado de la CEP

COMUNICADO DE LA PRESIDENCIA DE LA CONFERENCIA EPISCOPAL DE VENEZUELA ANTE LAS DECISIONES DEL TRIBUNAL SUPREMO DE JUSTICIA

 

logo CEV transparente full color

 

COMUNICADO DE LA PRESIDENCIA DE LA CONFERENCIA EPISCOPAL DE VENEZUELA ANTE LAS DECISIONES DEL TRIBUNAL SUPREMO DE JUSTICIA

 

1.- Los acontecimientos de los últimos días, la reunión de la OEA y las decisiones del TSJ, plantean a la conciencia de los que habitamos este país una seria reflexión. Lo sucedido ha repercutido en las instancias políticas, jurídicas y sociales nacionales e internacionales. Es un claro indicio de que se trata de una nueva crisis nacional sumamente grave que lesiona la democracia y la convivencia de los venezolanos.

 

2.- En nuestra condición de pastores de la Iglesia Católica, sentimos que estamos ante unas ejecutorias que desconocen e inhabilitan el órgano público que representa la soberanía popular, en función del ejercicio omnímodo y unilateral del poder, sin tomar en cuenta a la gente. Son decisiones moralmente inaceptables y, por tanto, reprobables. Las dos sentencias, producto de unas medidas que sobrepasan el ejercicio equitativo del poder, han provocado reacciones de numerosos países y pueden generar en Venezuela una escalada de violencia.

 

3.- Existe una distorsión en el ejercicio del poder en Venezuela. Pareciera que todo gira en torno a lo político, entendido como conquista del poder, olvidando que las necesidades reales de la gente reclaman otra visión del poder. La incapacidad para dar solución a la escasez y carestía de los alimentos y medicinas, la creciente violencia, la incitación al odio y el desconocimiento de las normas elementales para una convivencia en paz, son, entre otras, las causas que nos tienen sumidos en un marasmo que entorpece el entendimiento y el progreso.

 

4.- Más allá de las consideraciones jurídicas y constitucionales, la eliminación de la Asamblea Nacional, suplantándola por una representación de los poderes judicial y ejecutivo, es un desconocimiento absoluto de que la soberanía reside en el pueblo y de que a él le toca, en todo caso, dar su veredicto. Una nación sin parlamento es como un cuerpo sin alma. Está muerto y desaparece toda posibilidad de opinión divergente o contraria a quienes están en el poder. Se abre la puerta a la arbitrariedad, la corrupción y la persecución, un despeñadero hacia la dictadura siendo, como siempre, los más débiles y pobres de la sociedad los más perjudicados. Por estas razones, repetimos, esta distorsión es moralmente inaceptable.

 

5.- Desconocer la existencia del otro y sus derechos es, sencillamente, destruir toda posibilidad de convivencia democrática y plural. Es más bien una provocación a la desesperanza ante el atropello de derechos fundamentales del que todo gobierno debe ser el primer garante. Por el contrario, es necesario generar gestos valientes e iniciativas innovadoras que motiven a esperar contra toda esperanza (Cf. Rom. 4,18), para construir una convivencia libre, justa y fraterna; es tarea que nos compete a todos, cada cual según su posición. Es una responsabilidad ineludible porque frente al mal nadie puede permanecer como simple espectador. El llamado es a ser protagonistas del presente y del futuro de nuestro querido país (Exhortación de la CEV, Enero 2017).

 

6.- Estamos muy cerca de la Semana Santa. Para los católicos la conmemoración de los atropellos contra Nuestro Señor Jesucristo es un urgente llamado a tomar conciencia y a actuar de manera pacífica pero contundente ante la arremetida del poder. No se puede permanecer pasivos, acobardados ni desesperanzados. Tenemos que defender nuestros derechos y los derechos de los demás. Es hora de preguntarse muy seria y responsablemente si no son válidas y oportunas, por ejemplo, la desobediencia civil, las manifestaciones pacíficas, los justos reclamos a los poderes públicos nacionales y/o internacionales y las protestas cívicas.

 

7.- Como católicos, debemos vivir los actos religiosos de la Semana Santa, conmemoración de la pasión y resurrección de Cristo, las celebraciones litúrgicas y los actos piadosos, con un contenido social que nos ayude a mantener la esperanza, la alegría y la solidaridad, en medio de las naturales diferencias, propias de los seres humanos.

 

8.- Invocamos la Intercesión del Nazareno y de María Santísima para que esta hora menguada que vive nuestra patria encuentre, en la sensatez y prudencia de sus hombres y mujeres, los caminos para superar tan grave y riesgosa crisis.

 

Con nuestra afectuosa bendición episcopal.

 

 

31 de marzo de 2017

 

 

 

+Diego Rafael Padrón Sánchez
Arzobispo de Cumaná
Presidente de la CEV

 

+José Luis Azuaje Ayala
Obispo de Barinas
1° Vicepresidente de la CEV

 

+Mario Moronta Rodríguez
Obispo de San Cristóbal
2° Vicepresidente de la CEV

 

+Víctor Hugo Basabe
Obispo de San Felipe
Secretario General de la CEV

 

+Emmo. Sr. Cardenal
Jorge Urosa Savino
Arzobispo de Caracas
Presidente de Honor de la CEV

 

+Emmo. Sr. Cardenal
Baltazar E. Porras Cardozo
Arzobispo de Mérida
Presidente de Honor de la CEV

 

 

 

 

Beg_abc_Eng it's road map to dressing in 1940's clothing today Choose your genre well.casquette new yorker Always be sure to leave room for wider hems, if necessary.pull torsadé ralph lauren .sac à main gucci pas cher You can wear tiny patterns in black and brown or black ribbed tights with brown, grey or black combinations for casual events.namco joystick So, the warm clothes are either out or is about to come out for three months any time soon.buy viagra brand 2.what is kamagra gold Gradually, the skirt shortened to mid thigh and bloomers stretched to the knee (with matching stockings underneath), while short sleeved suits became popular.kamagra oral jelly next day delivery .kamagra online next day delivery I wear full hair makeup everyday.bet365 sign up offer Cut a nice hole for the head.bovada bonus code Matchy Matchy doesn't always work in the fashion world because sometimes you have to mix and match your outfits along with a little color.nfl sport betting lines MJ Lakers defense the second time breaking his left hand lay up as MJ Ten ball, the first championship of his life, according to MJ said the most memorable day! Jordan 6 generations, because the Chicago Bulls won for the first time in the 1990 1991 season, which is unusual. Never expect a job without a portfolio; start recording all your best creations while pursuing a fashion education.. Nevertheless, Columbia told me to cast him, and after all, they put up the money. To build self confidence of girls, may wish to try a dress with a special stamp, unique printing and skirt design absolutely let you keep returning soar! Level irregular skirt elegant dress, the art printing decorate, this skirt full of personality taste. As you flip through the channels, you realize that after 300 channels there is nothing on TV that is sparking your interest. Layer your Look! The layered look is definitely in! You can piece an old blouse from your existing wardrobe with a fresh blazer, or take a tee that you've become bored with and pair with a sweater for a more polished look. Their meeting is fairly simple but it does set the tone for the relationship. At least at first glance, obvious workgroups seem to be missing. Create a dressing room near the runway for the party guests to hang up their clothes, do their hair and make up and change from look to look.. If we ask George's friends to describe him, they say he's a good guy, but odd because he likes wearing women's clothing. Within a lengthy show like the first seasons it worked since it made hints and progress towards something more. Place on a baking sheet and roast until golden brown and bubbly, about 30 minutes.. The content is written by young people, for young people, and is pushed out over the Pacific News Wire. Create an hourglass figure by wearing A line skirts. Decorate pillows, lampshades and curtain tie backs with colorful glass embellishments. Eyeliner and mascara were always worn in black or black brown..